Home » Maternidad » Embarazo » Embarazo precoz: Madres adolescentes
embarazo precoz

Embarazo precoz: Madres adolescentes

embarazo precoz Hace tan solo unos días salieron a la luz unos escalofriantes datos que revelaban la altísima incidencia de embarazos en niñas en Latino América. En algunos países centroamericanos, más del 25% de adolescentes entre 15 y 19 años son madres. Por citar solo un ejemplo, en Honduras ahora mismo el 30% de las mujeres menores de 18 años están embarazadas. Tan solo África supera estos índices tan alarmantes de embarazo precoz. Estos embarazos responden a múltiples causas que dificultan la comprensión del problema. Desde económicas, sociales y otras pasando también por la violencia sexual. Muchas de estas niñas son violadas e incluso son objeto de abuso sexual por parte de familiares cercanos.

Pero el “primer mundo” tampoco se escapa de éste fenómeno. Estados Unidos (cada año, más de un millón de adolescentes dan a luz en éste país), Europa, etc. también están viviendo un autentico boom de niñas con embarazo precoz. Embarazos que sin duda suponen un cambio radical tanto en la vida de la madre adolescente como en la de su familia. Los jóvenes se inician cada vez antes en el sexo y su inmadurez, falta de recursos económicos, información o de acceso a métodos anticonceptivos hace que corran un mayor riesgo de embarazo precoz.

Embarazo precoz: Riesgos y consecuencias.

Cuando una adolescente comienza a sentir los primeros síntomas de embarazo, debe tratar de confirmar el embarazo cuanto antes. Ya sea mediante el uso del test de embarazo u otras pruebas, incluyendo la visita médica. En el embarazo adolescente hay riesgos añadidos porque el cuerpo de la niña no ha terminado de desarrollarse. Por eso necesitan un seguimiento especial que evitaría muchos problemas posteriores y complicaciones que incluyen la mayor probabilidad de muerte para el bebé y la madre.

Si estás embarazada, tanto si decides tener el bebé como si no, lo primero que debes hacer es hablar con tus padres. Es evidente que habrá una primera reacción de sorpresa, preocupación, rechazo y puede que te caiga una buena reprimenda, pero al fin y al cabo son tus padres y tu mejor apoyo. Inicialmente puede ser un momento difícil para la familia. Pero superado ese primer momento y si hay comunicación entre todos van a poder tomar las decisiones adecuadas y llevar a buen término la situación.

Los padres deben ponerse en la piel de su hija, pensar como se está sintiendo y sobre todo recordar que aún no es una persona madura de ninguna manera. Puede que incluso haya otros problemas de base detrás del embarazo precoz, como inseguridad, falta de autoestima, miedos, etc. Ella no planeó quedarse embarazada, ella solo pensaba en lo que piensan los adolescentes, vivir la vida y divertirse. Ahora su vida ha dado un vuelco de 180 grados y necesita su apoyo para seguir adelante, está asustada por las consecuencias que traerá el embarazo y como padres tenemos que estar ahí en las buenas y en las malas.

Como dije antes, es fundamental la atención y seguimiento médico de las adolescentes desde el comienzo de su embarazo. Aunque están capacitadas para concebir, en muchas ocasiones hay complicaciones debidas a su edad y a lo precoz del embarazo. Por ejemplo anemias, problemas de presión arterial, puede haber complicaciones en el parto, nacimientos prematuros y bebés que nacen con bajo peso, entre otras cosas más graves como la muerte del bebé o de la propia madre.

La madre adolescente debe comenzar a cambiar su estilo de vida y llevar una vida saludable como cualquier otra mujer embarazada. Dejar de fumar y tomar drogas, beber alcohol, abandonar las salidas nocturnas, descansar adecuadamente, etc. A su vez, también habrá de modificar sus hábitos alimenticios y realizar ejercicio físico moderado para que el embarazo progrese adecuadamente.

Los padres pueden hablar con sus hijas, o hijos, para ir preparándoles para sus nuevas responsabilidades. Van a tener un hijo y no es justo que los abuelos se hagan cargo de todo. Si son un apoyo, pero no deben cargar con todas las responsabilidades.

Espero que estos consejos te resulten útiles ;)

Sobre Isabel Raynaud

Hola, mi nombre es Isabel Raynaud. Por mis venas corre sangre española y francesa a partes iguales. Soy psicóloga de profesión y un poco brujilla por afición. Llevo muchos años en este mundillo de los blogs y espero poder disfrutar mucho por aquí con vosotros.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Información básica sobre Protección de Datos

  • Responsable de los datos: Administrador del sitio.
  • Fin del tratamiento: Control del spam y gestión de los comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Puedes utilizar el siguiente formulario de contacto para ponerte en contacto con el responsable de los datos.